Foto: Cortesía

La Diócesis de Cúcuta en su afán por atender toda población vulnerable, que se ve aún más afectada durante la pandemia de la COVID-19, ha asistido con caridad a los reclusos de la cárcel Modelo de la ciudad.

El pasado 13 de mayo, el Banco Diocesano de Alimentos en coordinación con el Instituto Nacional Penitenciario y Carcelario (INPEC) y el capellán de la pastoral carcelaria, el padre Rhonald Sttyd Suárez Carrillo, entregó 534 kits de aseo, para atender las necesidades básicas de higiene personal de las personas privadas de la libertad.

Columnas de hoy