Foto: eltiempo.com

La congestión de automóviles y motos en las bombas de combustible en Cúcuta, han sido un gran problema para el Ministerio de Minas y Energía, debido a que los conductores ya no acuden a las pimpinas, y la gasolina colombiana no da abasto en la ciudad. Por lo que esta entidad comenzará a controlar su salida con un nuevo método.

El Ministerio de Minas y Energía realizará monitoreo de consumo mes a mes, y continuará implementando la revisión de los cupos de combustible, para hacer un efectivo proceso que cubra toda la ciudad y el departamento.

“Hace 15 o 20 días se sacó a comentarios esta nueva metodología. En este momento estamos en el proceso de responder a los comentarios que se recibieron, que aplican para Cúcuta y el resto de municipios que reciben estos beneficios”, mencionó Diego Mesa, viceministro de Minas.

En esta nueva metodología también se incluye conocer cuáles fueron los consumos recientes de Cúcuta y de cada municipio, para así analizar las estadísticas exactas de la gasolina anualmente.

“Cuando se acaba ese ingreso de combustible ilegal desde Venezuela y existe la necesidad de abastecerse en las estaciones, la demanda se dispara y el número de bombas que hay no es suficiente; por eso, muchas veces en Cúcuta se ven filas, a pesar de que hay plenos volúmenes disponibles de cupo subsidiado”, afirmó Mesa.

Columnas de hoy