Imagen: laopinion.com.co

La nueva construcción del hospital mental va en el 45% de su obra aprobada desde el año 2016 con el apoyo del Gobierno, para dar una mejor salud y calidad de vida a los pacientes psiquiátricos que allí van a residir siendo tratados con el equipo y espacio adecuado.

Eduardo Chaín, director del centro psiquiátrico de salud, indicó que al ser aprobado el proyecto y los planos arquitectónicos, el Ministerio de Salud donó $7.296 millones de pesos, con el que se construyen tres bloques: servicios generales (lavandería, alimentación y servicios públicos), pacientes farmacodependientes (con unidad propia de cuidados) y pacientes crónicos mentales.

"El proyecto fue aprobado en 2017 y los recursos llegaron desde 2018 y en este momento se tiene un avance de obra del 45% y está prevista la entrega para finales de marzo de 2020", explicó Chaín.

Como la construcción del hospital se está realizando sobre el antiguo Hospital Mental Rudesindo Soto, sus directivos diseñaron un plan de contingencia para no suspender las actividades y continuar atendiendo a sus pacientes.

"Hay que decir que Norte de Santander adolece de un área para hospitalizar menores de 16 años en siquiatría y ésta será la primera en el departamento, necesaria porque los pacientes que demandan esta atención y tiene que hospitalizarse deben ser remitidos a Bucaramanga o Bogotá", así lo mencionó el director.

Columnas de hoy