Al finalizar la Asamblea Plenaria del Episcopado Colombiano, los Obispos del país recalcaron la necesidad de reconciliación y paz; insistieron en que hay que combatir la corrupción, promover la equidad, la solidaridad y mantener viva la esperanza.

En el mensaje final de los Obispos invitan a seguir caminando hacia la reconciliación y la paz, “es necesario que asumamos la cultura del encuentro, que nos permite abrirnos a todos los colombianos, aceptar las diferencias y desactivar los odios y las venganzas”.  Se lee en el texto.

El Episcopado pide a la guerrilla del ELN a reflexionar sobre sus graves acciones, “con las cuales ha herido profundamente al pueblo colombiano y, sobre todo, ha roto el horizonte de confianza y de paz. Por eso, pedimos a esta guerrilla manifestaciones inequívocas de su voluntad de paz: abandonen las armas, súmense al esfuerzo de tantos hermanos que han dejado el camino de violencia y se integran a la lucha por una paz verdadera”.

Por otra parte, llaman a proteger fraternalmente al hermano venezolano, si bien agradecen todos los esfuerzos de personas e instituciones que los han apoyado, animan a seguir acogiéndolos con generosidad.

Lea el comunicado completo aquí.

Foto: facebook.com/episcopadocol

En el tercer día de la Asamblea Plenaria del Episcopado Colombiano, los Obispos del país redactaron una carta abierta para los Obispos y el pueblo venezolano. 

Preocupados por la crisis humanitaria que vive Venezuela, el episcopado colombiano expresó su dolor por la violación de los Derechos Humanos y aseguraron continuar ayudando al hermano venezolano y promoviendo la cooperación de personas e instituciones.

Los Obispos hicieron un llamado urgente a abrir canales humanitarios que permitan aliviar las carencias del pueblo venezolano.

Descargue Carta Abierta a los Obispos y al pueblo venezolano aquí.

Foto: facebook.com/episcopadocol

A partir de este lunes 4 de febrero, se da inicio en Bogotá a la Asamblea Plenaria número ciento siete (107) del Episcopado colombiano, la cual irá hasta el 8 de febrero y estarán tratando el tema principal sobre la dimensión social de la evangelización y se reflexionará sobre la realidad nacional.

En el primer encuentro se presentó la intervención de  Monseñor Óscar Urbina Ortega, Arzobispo de Villavicencio y Presidente de la Conferencia Episcopal de Colombia (CEC), quien en su discurso inaugural mencionó que esta Asamblea se realiza en medio de un "país herido de nuevo por la violencia irracional, polarizado y cerrado al diálogo desde lo particular y desde la identidad de cada uno". 

Monseñor Óscar llamó a los católicos a involucrarse en la política "sin dejarse atemorizar por la realidad de la corrupción existente, sino sentirse por ello estimulados a trabajar para transformar dicha situación".

Este discurso hizo relevancia a la política, la cual definió Monseñor como “el ejercicio del servicio a las comunidades”, la cual “hace referencia a la centralidad de los valores más altos de nuestra sociedad".

Los Obispos católicos de Colombia manifestaron su repudio contra el atentado en la Escuela de Policías General Santander de Bogotá.  En un comunicado publicado al finalizar la tarde de este jueves 17 de enero, arremetieron en contra de la violencia y pidieron oración por el don de la paz.

En el comunicado firmado por el presidente de la CEC (Conferencia Episcopal de Colombia), Monseñor Óscar Urbina Ortega, los Obispos declaran su solidaridad y apoyo con las Entidades del Estado y piden al pueblo colombiano “intensificar las plegarias para alcanzar de Dios”.

Lea el comunicado completo aquí.

Foto: eltiempo.com

La Iglesia católica se pronunció con respecto al atentado en la Escuela de Policías General Santander, que hasta el momento ha cobrado la vida de 10 personas. 

Monseñor Óscar Urbina Ortega, Arzobispo de Villavicencio y presidente de la CEC (Conferencia Episcopal de Colombia), en nombre de los Obispos del país, repudió este hecho: “toda violencia, engendra más violencia, por eso reiteramos el llamando a seguir trabajando por la reconciliación del país, oramos por las víctimas, nos solidarizamos con sus familias y la Policía Nacional”.

De igual manera, Monseñor Elkin Fernando Álvarez Botero, secretario general de la CEC, expresó el profundo dolor que siente la Iglesia y condenó toda forma de violencia.  Finalmente, Mons. Elkin invita a intensificar la oración por las víctimas, por el país.