Foto: la opinión.com

Las lluvias no cesan en Norte de Santander; Tibú, La Esperanza, La Playa de Belén y Cúcuta, entre los municipios afectados.  En Tibú las personas se vieron obligados a sacar las canoas y desplazarse en ellas.  En las zonas más críticas llegaron los bomberos y la fuerza pública, quienes ayudaron a salvaguardar la vida de las personas.

Los transportadores han tenido dificultades para acceder al casco urbano, debido a que la única vía de acceso también la tapó el agua por completo.  En La Esperanza y La Playa de Belén también causó efecto la lluvia, aunque allí no se registra bloqueo de vías.

Se espera que en los próximos días las lluvias cesen y de esta manera poder mitigar los daños causados, los organismos de control y seguridad que hacen presencia en las zonas ya se encuentran adelantando planes de reubicación a las familias más afectadas.