Un estudio de ISGlobal, centro impulsado por la Obra Social la Caixa, reveló que las personas que se desplazan en bicicleta al trabajo o a su lugar de estudio, al menos una vez por semana, tienen un 20% menos de riesgo de padecer estrés que las que no pedalean nunca. 

En concreto, las personas que van en bicicleta cuatro días a la semana, según la investigación publicada en la revista BMJ Open, reducen el riesgo de estrés hasta el 52%, en comparación con las que no pedalean nunca. En general, las personas utilizan más la bicicleta cuando los desplazamientos son más cortos, y cuando tienen estaciones de bicicletas públicas cerca de sus domicilios y centros de trabajo o estudio. Fuente tomada de medios nacionales.