Foto: deportes.canalrcn.com

La Federación Internacional de Atletismo condecoró este martes 4 de diciembre a la colombiana Caterine Ibargüen como la mejor atleta del mundo 2018.  Este premio lo logra después de 5 años en los cuales quedaba como finalista, convirtiéndose en un hecho histórico para el país.

La antioqueña se convierte en la segunda atleta latinoamericana que recibe el premio, 29 años después del éxito de la cubana Ana Fidelia Quirot, evidenciando el arduo trabajo que realizó en sus competencias para superarse, como sucedió en los Juegos Olímpicos de Londres del 2012 cuando ganó la medalla de plata, o en Río cuando quedó campeona olímpica.

Alberto II, el príncipe de Mónaco, fue el encargado de entregarle el premio a esta gran deportista, convirtiéndose así en la primera mujer del país que logra ganar esta distinción. Caterine fue una de las cinco atletas nominadas a la mejor de la temporada, junto a Dina Asher-Smith, Beatrice Chepkoech, Nafissatou Thiam y Shaunae Miller-Uibo.

La deportista cierra este año 2018 de la mejor manera posible. Luego de recibir el lunes el reconocimiento como la Deportista del Año de El Espectador y Movistar, ayer fue premiada por la IAAF (Federación Internacional de Atletismo) como la mejor atleta del año. "Colombia es un país que vibra con lo bueno que hace. Se sienten reflejados en que soy una cara buena que muestra el país tan grande que tenemos. El respaldo de Colombia, no sólo aquí, sino en toda mi carrera, es muy grande", expresó Ibargüen.